¿Amor o conformismo?

Publicado: marzo 20, 2014 de cristinalago en Cómo encontrar el amor
Etiquetas:, , , , , ,
pareja-aburrida

Nos enamoramos de alguien, pasa el tiempo y entramos a una etapa de tranquilidad y rutina que, a veces, nos ahoga. ¿Aguantar o marcharse? ¿Esto es el amor o hay otra cosa?

La sensación de enamorarse y ser correspondido es increíble. Una droga inigualable que te convierte en héroe y te permite estar noches enteras sin dormir y no acusar el cansancio, ir a cualquier parte, tomar cualquier avión, anegarte en lo increíble de ese sentimiento que de golpe y porrazo te pone en la punta del corazón el sabor de la más pura y adictiva plenitud.

Pero es cuestión de tiempo que todo vuelva a su cauce y remita la psicosis romántica para dar paso a una etapa más calmada, que para muchas parejas acaba por devenir en una mezcla de cariño, conveniencia y conformismo, similar al de un trabajo estable que no te entusiasma demasiado pero te sigue dando de comer.

Entonces, nos preguntamos ¿el amor es esto? ¿no debería sentir algo más? Ya sé que no siempre tendré mariposas en el estómago pero…

Si te preguntas porqué tu relación o tus relaciones derivan en este estado semicatatónico donde no estás del  todo contento pero tampoco estás del todo mal, la respuesta es sencilla: porque eres dependiente. De hecho, todo el sistema social y económico que te rodea está fundamentado en la dependencia, de modo que no es extraño que tus relaciones sean el reflejo de aquello en lo que te has educado.

El enamoramiento para el dependiente es la eterna promesa incumplida. Una y otra vez, lo que parecía el descanso del guerrero se convierte en una nueva batalla con las mismas bajas de siempre. Creíamos que era esa persona porque ha revolucionado durante un tiempo nuestras hormonas y lo hemos convertido en nuestro Personal Jesus (que decía Depeche Mode); en base a una atracción física, unos gustos musicales en común o por tener el mismo trauma de la infancia. Al final acaba cayendo sobre nosotros el peso de la realidad. Esta tampoco era la persona que buscábamos.

Para no volver a estar solos, convertimos al amor en un desinflarse poco a poco. Mientras, uno sigue creyendo honestamente que el amor requiere una lucha diaria, como si sentir fuera una maratón, no un estado natural. Pero como seguimos necesitando esa otra cosa que nos haga sentirnos vivos, llega un tiempo en que el conformismo explota y nos encontramos ante alguno de estos tres caminos:

a) Agachamos la cabeza como lo haríamos en un rutinario empleo, intentado creer que otras cosas mejores son inventos de las películas.

b) Conocemos a un tercero que vuelve a activar el modo ilusión

c) Tocamos fondo y nos vamos para estar solos, dándonos la oportunidad de aprender de verdad lo que es el amor.

Al que decide quemar sus naves le suelen tachar de egoísta o inmaduro las mismas personas que viven inmersas en unas relaciones similares en las que campan a sus anchas los cuernos, las amarguras y el deseo eventual de huir y desaparecer para siempre.

Cuesta a veces muchos años y dolores entender que no es posible el amor cuando uno busca tener pareja para sentirse querido, para que le cuiden o para no pasar solo las tardes de domingo.

Sólo es posible el amor cuando uno está verdaderamente capacitado y dispuesto para amar. Es decir, cuando somos libres, cuando no necesitamos que nos quieran o nos cuiden y cuando tomamos conciencia de que vivir es un regalo y no una cadena perpetua.

Es un arte para quien se atreva a seguir su camino, a aprender, a aceptar el cambio. Para quienes sienten y lo expresan, para quienes se apasionan por lo que hacen, para quienes portan su propia luz por el mundo y no piden, sino que ofrecen a manos llenas, sin pararse a medir sentimientos, ni echar de menos mariposas invisibles. Para quienes están dispuestos a responsabilizarse de su propia felicidad asumiendo que habrá tantos dolores y miedos como placeres y alegrías, independientemente de si estamos solos o estamos acompañados.

El resto quizás sigan apañándose con lo que pueden con tal de sentirse aunque sea mal queridos. Y ese panorama es lo que hoy en día seguimos vendiéndonos como amor.

Anuncios
comentarios
  1. Fran dice:

    Me encanta! Y estoy totalmente de acuerdo con el artículo!

  2. Aire dice:

    Muy bueno.

  3. […] empezaron a llegar pequeñas señales de que la cosa iba por buen camino. Un artículo llamado Amor o conformismo, se hizo viral; una página de psicología italiana, tradujo La pareja narcisista para su […]

  4. Lina munoz dice:

    Me siento mal, estoy ahogada y siento que me estoy enfermando. Necesito ayuda.
    Tuve por necesidad que unirme a un hombre que NO amo ni he amado nunca para salvarme de la pobreza y la guerra . Tenemos varios anos juntos pero no lo amo, no lo tolero, no quiero que me toque. Me he sentido “violada” muchas veces cuando me toma y no siento mas asco y repulsion de lo bajo que he caido por necesidad.
    El hombre que verdaderamente amo desde hace varios años ha estado con contacto conmigo y ni el ni yo hemos dado un paso definitivo para estar juntos. Yo lo amo pero el aunque dice amarme no ha sido capaz de buscarme y ayudarme. El esta con otra desde hace poco y aun dice e insiste que me ama. Se pueden amar a 2 mujeres? Mi respuesta es NO.
    Necesito una orientacion. Necesito creer en mi misma, necesito dejar a mi compañero actual asi no tenga para comer pero necesito poner orden en mi vida. Dejar de pensar en el hombre que amo y jamas lucho por mi y comenzar a ordenar mi vida. Por favor podrias ayudarme a saber por donde comenzar?
    Gracias. Lina.

    • cristinalago dice:

      Hola Lina,

      No necesitas esperar a que haya otro hombre disponible para dejar tu relación. Muchos dejamos relaciones y estamos solos un tiempo, lo cual una vez pasado el susto y el miedo iniciales, resulta una etapa hermosa y productiva a nivel personal, pues es un camino a encontrarse a uno mismo y descubrir lo que realmente quiere hacer con su vida de aquí en adelante.

      A veces no es posible tomar una decisión de este tipo de golpe y porrazo. Si lo consigues estupendo, te ahorrarás sufrimientos innecesarios. Pero si te cuesta, lo mejor que puedes hacer es irte preparando ya el plan de salida. Dónde vas a vivir, buscar un medio de vida si no lo tuvieras, recabar apoyos entre familia y amigos e incluso informarte de los organimos de ayuda que puedas tener en tu ciudad para tenerlos presentes en caso de necesitarlos.

      Si empiezas por ahí, darás el salto con mucho menos miedo y te costará algo menos.

      Un abrazo Lina! Y cuéntanos si quieres qué tal fue todo!

  5. Sara dice:

    Hola Cristina, ¿Es posible dejar de ser dependiente sin dejar a tu pareja? ¿La única salvación es estar solo? él es una persona extraordinaria… y no quiero perderle para siempre porque yo tenga que aprender a estar sola…

    • cristinalago dice:

      Hola Sara,

      Se puede trabajar la dependencia dentro de una relación, pero requiere cierta disciplina, como todo cambio de hábitos.

      Generalmente se mejora mucho haciendo actividades por cuenta propia (algo tan sencillo por ejemplo como quedar con algún amigo/a a tomar un café sin llevar a la pareja) y tomando los ratos de distancia o soledad con respecto a la pareja como espacios para entrenarte en aprender a sentirte bien sin recurrir a la relación. Las personas dependientes tienden a necesitar un acceso continuo a la otra persona, por ello también viene bien, por ejemplo, descansar del teléfono móvil y dejarlo apagado o fuera del alcance cuando se hacen otras cosas.

      La dificultad de dejar de tener una dependencia (en un sentido negativo) dentro de una relación, es que precisamente tener la dependencia cubierta por otra persona hace que nos cueste más sacudirnos la pereza de depender y ocuparnos de nosotros mismos.

      Saludos!

      Abrazos!

  6. JImena dice:

    Buenos días, Cristina:
    A veces me cuesta distinguir entre dependencia y amor adulto en una relación.
    Yo tengo una casa, es más bien pequeña, no es desde luego lujosa ni esplendorosa, pero me siento muy a gusto en ella. Cada vez que estoy fuera y vuelvo, siempre me alegro de volver a esa casa. Es un poco mi refugio, me da paz.
    También tengo un trabajo, que es bastante exigente y a veces hace que esté un poco cansada y saturada, pero es un trabajo que me gusta mucho y me considero muy afortunada por tener un trabajo así (es decir, con el que disfruto).
    ¿Entiendo que con la pareja nos debería suceder algo parecido a esto?
    Un abrazo y muchas gracias por tu respuesta,
    Jimena

    • cristinalago dice:

      Hola de nuevo Jimena!

      Todo depende de lo que busques tú en una pareja.

      Hay personas que buscan emociones fuertes y hay personas que buscan paz, hay quienes buscan pasión y hay quienes buscan refugio. ¿Qué es lo idóneo para mí? Sentirme enamorada con una persona con la que además, esté cómoda y a gusto, aún sabiendo que en algún momento puede haber problemas o dificultades propias de la convivencia, de nuestros respectivos egos, o de las propias circunstancias puntuales.

      Abrazos

  7. María dice:

    Hola Cristina, tengo una situación muy dificil y me ayudaría mucho que me dieras una opinión.
    Estoy en una relación desde julio del año pasado, tengo que mencionar que nunca me sentí convencida de estar con él, y debo aceptar que le dije que sí por miedo, ya que recién salía de una relación muy importante, el punto es que nunca me sentí del todo bien con él, siempre tengo dudas,
    siento un enorme vacío, le tengo cariño, pero no siento amor de pareja, a veces me cae bien y otras no lo soporto,pero son más la veces que no lo soporto, he terminado ya dos veces con él y la segunda duré 4 meses separada, pero regreso y me convencio diciendome que uno tenía que luchar y que no era fácil estar en pareja y que nuestra relación no había sido tan mala, me convenció ya que creo que si debemos esforzarnos, pero se que cuando algo fluye la palabra “lucha” está de más, y ese sentimiento de “quiero hacerlo” no me dura, regreso a sentirme vacía y sola a su lado, a pesar de que él no es malo, siempre busca mi bienestar, pero también me asfixia y es donde paso a que solo veo cosas malas, es celoso, quiere estar conmigo en todo y hacer todo por mí, lo cual me asusta, se que tengo que estar sola, pero tengo mucho miedo de no encontrar pareja o de arrepentirme otra vez y regresar, ya me agotó esta situación, además de que siento vergüenza por estar en una relación en la que se termina y vuelven por siempre y en la que ya no es coherente lo que pienso y lo que hago, tal como se puede leer en lo que escribo, ahora llevo 4 días sin hablarle porque se enojo por que pase tiempo con un amigo y yo me enoje y le dije que ya no sabía si quería seguir porque siempre era lo mismo y él de nuevo dijo que las relaciones no eran fáciles, pero que pensara en si quería seguir con él. No sé que hacer, además de que tengo que seguir viendole porque estudia en la misma universidad.
    Ojalá me contestes, gracias de antemano.

    • cristinalago dice:

      Hola María,

      Yo también te voy a decir que luches…pero que luches contra tu necesidad de someterte a esa persona y contra tu dependencia hacia su “amor”. Y lo digo entre comillas porque este chico no te ama, tiene una obsesión contigo.

      Si necesitas ayuda háblalo con tu familia y con tus amigos, recaba apoyos y cariño de las personas de tu entorno que sí te quieren y échale valor para dejar esa relación que se está haciendo cada vez más tóxica. Cuando sales de una relación de pareja, es normal pensar que nunca encontrarás a nadie y temer la soledad, ¡¡no eres la única!!. Pero sólo son pensamientos, no realidades y poco a poco se irán pasando. Piensa que muchas personas pasamos por rupturas, piensa también que seguro en tu vida has tenido momentos felices incluso sin tener una pareja y que tu felicidad nada más depende de tu trabajo personal, de lo que tú hagas con tu vida, nunca de otras personas.

      Abrazos

      • María dice:

        Muchas gracias por responder, por tu tiempo y por tu ayuda, solo me confirmaste algo que yo sentía desde hace mucho, solo es obsesión, trabajaré en mí y tomaré el valor para irme para siempre
        Saludos

      • María dice:

        Sólo vengo a agradecerte de nuevo, gracias porque sin conocerte tus palabras me resonaron tanto que tuve el valor de irme para estar sola, sufrí de chantaje y demás pero lo logré, ahora estoy en mi proceso de duelo y sonara raro pero me siento muy orgullosa de mí, mi ex ya está saliendo con mujeres y lo único que pensé es en el porqué no lo dejé antes… Como sea. Gracias por tener este blog.
        Saludos y abrazos.

Comparte tu historia (con buena ortografía, por favor)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s