Superar una ruptura V: el estancamiento

Publicado: diciembre 27, 2014 de cristinalago en Las etapas de la ruptura
Etiquetas:, , , , , , ,

estancamiento amor

Parece que lo peor ya ha pasado: has sobrevivido al apocalipsis, a los temibles bajones, al síndrome de abstinencia e incluso empiezas a encontrarle sabor a esta nueva etapa de tu vida. Entonces ¿por qué te sientes tan apático?

Es más que probable que a lo largo de todo este arduo proceso del duelo, te hayas preguntado muchas veces si lo que te sucede es normal. Pues bien: en la debacle emocional que sucede tras una pérdida, lo normal es que todo sea anormal. Durante esta etapa, podemos degustar las mieles del trastorno obsesivo compulsivo, con unas gotas de narcisismo, unos toques de histrionismo y todo ello envuelto en el incomparable aroma de la más desquiciante bipolaridad.

En resumen, si piensas que te estás volviendo loco, enhorabuena: es el mejor síntoma de que no lo estás.

Entre las anormalidades habituales, se encuentra la etapa del estancamiento. Suele llegar cuando se te ha caído la venda de los ojos y tu ex ya no es ni un dios intachable, ni un esbirro del Mal y además tienes más o menos asumido que la cosa se ha terminado y los desquiciantes monólogos internos con tu ego han empezado a suavizarse.

Atrás quedaron los tiempos turbulentos en los que la ansiedad te subía por las paredes, el estómago se te había convertido en un puño en carne viva y tenías ganas de llorar hasta con los anuncios de Ocaso Seguros.

Lo que vendría ahora en teoría debería ser mucho mejor que eso y en cierto modo, lo es: has dejado de ser un muerto viviente, pero el problema es que tampoco te has convertido en el renovado ser de luz que te prometían tus amigos, seres queridos y libros de autoayuda.

Vamos, que sigues siendo tú, el Paco, Juan, Pepe, Fernando, Rosa, María, Pilar, Valeria o Lidia de siempre, sólo que un poco más mayor y un poco más triste.

Te dicen que no volverás a sentirte a tope hasta que te enamores de nuevo. Pues vaya panorama ¿no? ¿Y estoy condenado a vivir a medias hasta que esto suceda?, piensas.

Muy a nuestro pesar, estamos aprendiendo algo nuevo. Que es más fácil lidiar con el dolor, que con la tristeza.

La apatía es quizás la etapa menos intensa, pero más complicada del duelo: hemos pasado del decapitamiento sin misericordia al lento goteo de la melancolía. Tratar de huir de ello mediante deportes, actividades, juergas o nuevas parejas se revela inútil: todos los caminos te llevan a Roma y Roma, en este caso, eres tú.

¿Cómo podemos empezar a salir del estancamiento?

Lo primero y aunque en ocasiones lo olvidemos, estas sensaciones también forman parte de la pérdida. Ya no es tanto echar de menos a la persona, como la nostalgia de lo vivido y la desubicación de abandonar unos hábitos, un entorno y un proyecto determinado de vida. ¿Y ahora qué?, te preguntas. El mejor ejercicio para esta etapa lo recoge el gran Guillermo Francella en la película argentina El secreto de sus ojos:

El tipo puede cambiar de todo. De cara, de casa, de familia, de novia, de religión, de dios. Pero hay una cosa que no puede cambiar. No puede cambiar de pasión.

De eso se trata. Recupera lo que te apasiona. Acude a tu trastero, a tu habitación de la infancia, revisa tus cuadernos, localiza tus dibujos, rescata ese viejo videjouego que empezaste a programar, desempolva tu juego de química, relee tus viejos libros, desentierra tu guitarra o recupera tus pinceles.

Haz aquello que hacías cuando te sentías vivo, antes de las relaciones, las crisis, los trabajos, y las parejas: regresa al inicio. Vuelve a jugar de nuevo.

¿No hay nada que te apasione? Pues tienes una misión: descubrirlo. No te quedes quieto. Permanece despierto y presta atención a lo que te rodea. La mente es selectiva: de todo lo que veas y escuches, subrayará con marcador aquello que te llama ahí dentro. No te cierres y trata de escucharlo. Te sorprenderás.

En efecto, tus amigos tenían razón. No volverás a sentirte a tope hasta que te enamores de nuevo. Pero ¿quién dijo que tenía que ser de otra persona?

Anuncios
comentarios
  1. Lea dice:

    Por dios..sos una genia. Hace dos meses q sigo tu blog religiosamente. He leido todo y es increible lo.muy identificado q me siento con lo q publicas
    me sirve muchisimo y trato de aprender y seguir tus consejos porq realmentr pareciera q estuvieses en.mi cabeza y en.la muchos de tus seguidores.
    No queres salir conmigo??? Jaja
    no, en serio..agradezco muchisimo tu blog y el trabajo q te tomas contestando a tantos como yo q pasan por un mal momento. Sos una gran persona. Un abrazo

  2. Jeffrey dice:

    Hola, hace ya como medio año que descubrí tu blog, y la verdad me ayudado mucho a pasar esta gran prueba de ser dejado en una larga relación de 7 años por alguien que uno pensaba que le amaba y quería igual. Cada vez que me sentía mal busca tu pagina para leer todo los escritos y consejos que das, era como mi pastillita para poder estar tranquilo y ver que hay mas personas que pasan por este mal momento.

    En este escrito me identifique mucho, y si me volví muy apático después de superar todo las etapas después de ser dejado. y si es verdad yo poco a poco voy volviendo a hacer todas esas cosas que me gustaban y que deje, volver a tocar mi guitarra,volver a jugar mis videojuegos,leer etc. Volver otra vez a apasionarme por lo que me gustaba como lo describes.

    Muchas gracias Amiga Cristina por compartir lo que escribes y todos los consejos y crear este gran blog. Un abrazo

  3. Olivia dice:

    Hola,
    Me encanta leerte.
    Tuve una relación durante 2 años con una persona muy narcicista, posesiva, desconfiada y extremadamente celosa (incluso diría que paranoico). Era una relación tóxica de esas que subes y bajas, entras y sales, lloras y ríes pero que el resultado final es mucho sufrimiento por un poquito de amor. Das mucho y recibes poco.
    En mayo de 2014, hace 7 meses, me dejó por medio de un e-mail, justo 3 semanas antes de dar a luz a nuestra hija argumentando que dudaba de su paternidad y sabiendo que yo estaba sola ya que mi familia vive en otro continente. Me sentí olvidada, abandonada y con mucho miedo al futuro. Pensé que iba a enloquecer, sin ayuda, sin apoyo, viviendo sola con mi perro. Mi dolor fue y es terrible, profundo y lacerante.
    La niña nació a mitad de junio de 2014 y él ni siquiera fue a conocerla al hospital.
    Hace 1 mes reapareció solicitándome hacer una prueba de ADN a la que yo accedí. El resultado del análisis yo nunca lo he ido a recoger porque no lo necesitaba.
    Por otra parte debo decir que durante los 6 meses que estuvo desaparecido (me consta que estuvo de viaje) yo tenía la esperanza o la fantasía de que él recapacitara, reflexionara y volviera con nosotras. Estaba dispuesta a perdonarle porque me sentía muy enamorada.
    Hace unas semanas alguien me comentó que él tenía una nueva pareja desde hace unos meses. Los celos y el odio empezaron a comerme por dentro.
    Y hace unos 15 días, por azar nos hemos encontrado en la calle, muy cerca de mi casa (en realidad no creo que haya sido el azar). Él con su nueva pareja, yo y mi hija. Cuando la ví a ella me quedé casi sin habla. Su cara es igual a mía. Parece mi hermana mayor.
    Hablamos cordial y civilizadamente y los invité a mi casa porque me dí cuenta de que él tenía muchas ganas de conocer a la niña.
    Han estado él y su pareja en mi casa unas 4 o 5 veces visitando a la niña. Él ha vivido conmigo en mi casa por lo tanto le es familiar. Durante la visita yo salgo durante 1 hora y los dejo solos con la niña. Es una situación más que surrealista y me he preguntado porque la acepto. La primera razón es que yo quiero que el padre conozca a la niña. La segunda razón creo que es por la curiosidad que tengo por conocer a su nueva chica.
    En relación a mis sentimientos tengo que decir que en las últimas semanas me he sentido celosa, triste, eufórica, alegre, ansiosa, tranquila, etc …, es decir, he experimentado todos los estados de ánimo existentes.
    Pero la última vez que lo vi me invadió el odio. Odio, odio y odio. Nada más que odio. Y no se si es bueno o si es malo. Y por qué lo odio? Porque he visto en sus ojos que no es feliz con su nueva chica. He visto en sus ojos dolor y tristeza. He visto en su mirada que echa de menos a su hija. Lo odio por todo lo que he sufrido y llorado; por el inmenso daño que nos ha hecho a la niña y a mi. Lo odio porque ha dinamitado el proyecto que teníamos de formar una familia.
    Quiero olvidarlo completamente pero no sé si voy por el camino correcto. Quiero llegar a un nivel emocional donde verlo no signifique nada, tan solo indiferencia. Pero no sé si sentir odio es una buena señal. Desde luego que no me imagino retomando una relación con él. Esto lo tengo muy claro.

    • cristinalago dice:

      Hola Olivia,

      En la jurisdicción de los sentimientos, no hay emociones buenas y malas. Es un campo que no entiende de moralismos, ni éticas. Lo que sientes es lo que sientes: no hay más. La cuestión es que, sientas lo que sientas, tenga una forma de canalizarse y salir al exterior: la mejor, es llorar. También el deporte, el estar en la naturaleza, el patear un cojín, o el hincharse a pegar gritos en un momento en que estés tu sola, son otras formas alternativas de empezar a liberar todo esto.

      Parte de este odio proviene del hecho de sentirte víctima. Aunque al principio es complicado cambiar el chip, es importantísimo saberse responsable de haber elegido a esta persona y el motivo por el cual se porfía desesperadamente en ganarse el amor de alguien que, evidentemente, no puede ofrecerlo.

      Es muy habitual cuando nos atraen estas personas frías, que no nos dan lo que necesitamos, que repitamos una historia del pasado con figuras paternales/maternales ausentes, insensibles o que ejercieron algún tipo de maltrato sobre nosotros. Todos solemos aprender un guion en la infancia y tendemos a reproducirlo en las parejas que escogemos.

      Hay una frase de Jorodowsky que dice “sufres, lloras, reclamas; sin darte de a quien le pides caricias, no tiene manos”. Un buen ejercicio para empezar a sentirte mejor es empezar a enfocarte en que tu ex pareja no eligió no quererte, simplemente se dio así: ya sea porque está incapacitado para el amor, ya sea porque tú no eras la persona con la cual ser feliz, o quizás porque sus demonios internos son demasiado grandes para dar cabida a otra cosa.

      En todo caso, intenta ponerte un muro mental con respecto a él y a su pareja (hacia la cual más que celos, deberías sentir lástima, si tu ex es como tú comentas) y centrarte en ti y en otros ámbitos de tu vida. Algún día, volverás al terreno del amor, todo día de más que empleees en algo del pasado, será un día menos del futuro.

      Abrazos y ánimo

    • Fran dice:

      Hola Olivia, discúlpame, quizás yo no sea el más indicado para hablar, sólo quería invitarte a una reflexión: cuando hablas de odio hacia tu ex, con toda la razón que un corazón dolido puede tener. Quizás te crees que odias a tu ex, cuando en realidad, estás llena de odio HACIA TI MISMA, por haber aguantado, por haberte dejado pisar sin reaccionar y ver que a pesar de todo, no sólo no está a tu lado, sino que tiene una pareja que no eres tu.
      Incluso puede que te odies por querer ver en él, una persona que no era, y ahora, después de todo, se te han caido las vendas con las que soportaste una relación de infelicidad.
      Quieres vengarte? Pues bien, INTENTA SER FELIZ, lucha por tu felicidad, Recuperarte y superar todo esto. El odio sólo daña a quien lo siente,Yo estoy aprendiendo a PERDONARME, y sabes, me trae más paz que el resentimiento,o el rencor, te lo digo por experiencia.
      Limpia tu vida de emociones que sólo te hacen daño a ti y a tu hija, no te permitas a ti misma, convertirte en una persona, amargada, frustrada cuando eres joven y tienes muchos motivos para seguir adelante y ser feliz. Es muy duro lo que te ha tocado vivir, pero, si puedes, usalo para hacer de ti alguien más fuerte y mejor,PERDONATE. Algún día quizás no lejano, serás tan feliz, que todo este dolor no significará sino la antesala a tu verdadera felicidad. Te llevará tu tiempo, no es fácil ni trabajo de 3 dias superar estos conflictos, pero yo sólo te invitaría a que reflexionaras sobre el camino por donde vas a transitar, el del odio, la frustración y el autoenvenenamiento? O por la recuperación, la reconstrucción de tu vida con la esperanza de que la felicidad también es posible para ti, si tu te lo propones..
      Un fuerte abrazo y mucho ànimo

  4. Cristian dice:

    Ahora mismo me encuentro en esa etapa de la vida solo que algunos dias en los que estoy solo o aburrido me entra algun pequeño bajon, pero si, sin darme cuenta poco a poco mi vida parece mas normal y ya hace un año por estas fechas acababa de cortar con mi ultima relacion y me sentia totalmente perdido.

  5. Yolanda dice:

    Hola Cristina, quiero dar las gracias al destino por haber encontrado tu blog en esta etapa tan difícil en la que ahora me encuentro. Hace una semana que dejé a mi novio de 10 años, digo “dejé”, pero en realidad me dejó él sin saberlo hace ya mucho tiempo aunque seguíamos juntos. Con él he pasado infinidad de buenos momentos, toda una vida! Pero también malos, muy malos momentos, peleas, gritos, insultos, sentimiento de inferioridad… Pero siempre lo perdonaba, porque después de esto venía una reconciliación… Ahora que lo escribo me siento patética de haber aguantado todo esto pero creo que aparte del amor que sentía y siento, era tal y como tú dices en tus otras entradas, por una dependencia tremenda hacia él. Él es una persona cargada de traumas desde su infancia, maltrato infantil que no se ha tratado, antisocial, paranoico, no le duraban los trabajos más de 3 meses porque todo el mundo “le tomaba manía” según él… Raro tal y como lo califica mi familia, yo me daba cuenta pero estaba ciega, muy ciega, y aun puedo decir que lo quiero, o eso creo… Me da pena, siento culpabilidad de que es lo que va a ser de él a partir de ahora… En fin, que soy imbecil por estar llorando por las esquinas, por estar muriéndome por volver con él, por quererme aferrar a los pocos buenos momentos que sentía con él, a las risas, a los abrazos, a los besos, a las fechas señaladas… Visto así es muy fácil decir: pero como puedes estar con una persona así… Pero en verdad es mucho más complicado que todo eso. Estoy haciendo un esfuerzo sobrehumano para no escribirle, para no preguntarle como está, para desintoxicarme de él, tengo a mi familia a mi lado y me han hecho ver cosas que yo no veía. Voy a intentar seguir todos tus consejos porque creo que puede funcionar! Solo decirte que al leer tus entradas y al leer los comentarios de la gente, he podido volver a comer algo, llevaba sin apenas probar bocado des de que lo dejamos (puede parece una tontería pero para mi es mucho, de verdad). También y para acabar decir que me dedico a lo mismo que tu, soy psicóloga y coacher pero desafortunadamente no me aplico la teoría que debería tener grabada en la sangre.
    Gracias por escuchar y leerme, para mi ha sido un paso más para salir de esta oscuridad.

    • cristinalago dice:

      Hola Yolanda,

      Te felicito por la valentía de haber tomado esta decisión. Para mí, las relaciones tóxicas como la que has descrito, pueden ser tan adictivas como una droga. Por eso cuesta tanto salir de ellas. No es una cuestión de “si estás tan mal, déjale”. Es una cuestión de tocar fondo y no poder más. Creemos que es el amor lo que nos retiene ahí y nos convertirmos, incluso con una secreta complaciencia, en mártires de ese grandioso amor como no hay otro igual.

      Descubrir que lo que tenemos es una dependencia y que es fruto de un problema nuestro, es una caída a la tierra dura, pero sanadora. En cierto modo, cuando te das cuenta de que no era amor (o que el amor era muy escaso realmente), sientes alivio. Liberaración. Autonomía. Esperanza. Piensas, que si esto no es amor, cuando sea amor, será distinto…y será mejor. Y es cierto. El amor es mucho mejor.

      Yo viví un proceso similar hace tiempo (lo mejor que te puedo aconsejar es mantener el contacto cero a viento y marea y tener en cuenta que tu cerebro te intentará convencer de todas las maneras posibles de que vayas a por la “droga”) y de hecho, gran parte de ello, está volcado aquí. Recuerdo que un pensamiento que me daba mucha fuerza en aquel entonces era éste: “Si dejo atrás esta relación, podré conocer el amor de verdad algún día. Si permanezco enganchada aquí para siempre, moriré sin saberlo”.

      El camino no va a ser sencillo y quizás haya recaídas, pero lo esencial es no perder el norte, piensa que puedes ser feliz, pero esa felicidad va a consistir, como en los cuentos de hadas, en vencer a un dragón y ese dragón lo tienes dentro de ti.

      Hace poco, hablando con un amigo y también profesional de la psicología, me contaba que en las reuniones de Alcohólicos Anónimos, no había terapeutas como tales: quienes las guiaban eran otros ex-alcohólicos. Sólo una persona co-dependiente conoce y entiende lo que vive otra persona co-dependiente. Creo que el haber vivido esto tú misma, te hará crecer un montón en tu trabajo y en un tiempo, cuando tengas otras personas que estén pasando por lo mismo, podrás aportarles lo que quizás quienes no lo conocen, no puedan dar: empatía, comprensión y conocimiento.

      ¡Mucho ánimo Yolanda! Y sigue comiendo, que es importantísimo para conservar las defensas altas en estos momentos de angustia y ansiedad.

  6. fco dice:

    Cristina en verdad su blog ha sido de gran ayuda para superar la ruptura. Le agradezco nuevamente por tenerlo y compartir su pensamiento con las personas.

    Esperando un consejo suyo le comento que, como muchos por aqui, yo estoy tratando de superar la ruptura. Llevo largo tiempo tratándolo de hacer y creo que me estoy estancando.
    Mi relación era buena, duro casi 10 años. Ella pidió tiempo y en junio del año pasado y allí exploto la mierda en mi cabeza aunandose los problemas laborales que ya tenia.
    Creí en las razones que ella me dijo para estar sola, pero nunca las entendí. Ella decía que me tenia miedo, que había sido mucho tiempo juntos y que no nos habíamos casado, decía que yo no le daba cariño igual que antes, que había vivido segada por mi, que se sentía presionada, en fin un montón de temas que me obsesionaron demasiado logrando que me culpara en extremo, cuando nada de eso era verdad por que realmente yo la amaba y aun la quiero. Como puede tenerte miedo alguien a quien has amado y respetado siempre, como puede dar uno la misma forma de cariño siempre, eso evoluciona, y en mi caso, siento que pase de estar enamorado a un amor realmente sincero. Pero bueno me dolió mucho escuchar de ella y de nuestras amistades en común esas cosas que decía. Empecé a aceptar que necesitaba estar sola pero al final de el día lo lógico se volvió realidad, era alguien mas que ella tenia, yo lo sospeche y le pregunte a ella que era lo que pasaba pero solo calló y me dio su coctel de escusas en las que creí. El problema es que descubrí que ella me comparaba con esta persona en muchos aspectos y el solo la elentaba a irse con el.
    No entendía como podía haberme ocultado todoa esos pensamientos si siempre le pedí que me hablara de lo bueno y lo malo que tuviéramos como pareja, tal vez no entendió. Pero bueno, el problema es que yo también me he comparado y no puedo enfocarme en nada por que cada vez que intento hacer algo nuevo pierdo interés por no encontrarle razones suficientes para hacerlo, vivo a medias, siento esa apatia de la que hablas, trabajo diario en aceptar lo que paso y aceptar nuevas cosas, muchas veces la extraño y otras solo me ocupo de algo.
    Me gustaría mucho mejorar mi autoestima, por que se que su y muy capaz en una infinidad de actividades y trabajos, pero les pierdo el sabor cada que intento empezar nuevamente a realizarlos.

    • cristinalago dice:

      ¡Hola Fco!

      Intenta evitar compararte con nadie. Es muy habitual, cuando se deja una relación con una tercera persona de por medio, intentar quitarse el sentimiento de culpa echando “vertidos tóxicos” sobre la ex pareja. Dudo mucho de que fuese tan nefasta la relación, si ha estado 10 años en ella.

      Cuando hay amor y compromiso, los problemas se hablan y se buscan soluciones, cuando el amor desaparece, se cumple el viejo refrán que dice: “A perro flaco, todo son pulgas”. Cualquier pequeña circunstancia se convierte en un obstáculo insalvable.

      En todo caso, el motivo de la ruptura es simple y llano: te ha dejado de amar y estando así, se le ha cruzado alguien más.

      No hay más misterio. A veces el sentimiento se acaba y a veces, se renueva y perdura. Simplemente tu ex pareja ya no era feliz y se ha marchado para buscar esa felicidad en otra parte.

      Tú eres consciente de haberla amado y haber hecho lo mejor que has sabido y podido: esta es tu verdad, no hay otra.

      Un abrazo y muchos ánimos

  7. Gutzi dice:

    Hola Cristina…

    Como anillo al dedo tu post, estoy en una etapa de estancamiento. Vaya! Seria mas fácil si estuviera solo, pero actualmente tengo una relación con alguien. Habían pasado ya varios meses desde que mi expareja decidió dejarme. Pase el proceso de ruptura normal (lo típico, negación, depresión, negación, aceptación, etc…), hasta que decidí abrir mis ojos y empezar a valorar quien era para darle entrada a todo lo bueno de la vida. Me reencontré hasta cierto punto, que sin buscarlo encontré a alguien. Me di esa oportunidad, pero ahora no se si estoy sufriendo las consecuencias… No se si me precipite o si solo sigo arraigado a mi pasado. Sueño con ella de unos días para acá, y en esos días que sueño con ella, me lleno de nostalgia. Últimamente lo he hecho mas seguido, me conflictua xq realmente estoy consciente d q ella ya no es para mi y q sencillamente se acabo. Hace unos días (el fin de año), me escribió nuevamente mi ex, para desearme un feliz año y bla bla… Teníamos meses sin contactarnos, sin saber nada uno del otro, contacto 0 totalmente… Y desde ese día, me ha pegado mucho, quisiera estar con ella pero luego me doy cuenta q son espasmos de nostalgia. No se realmente si esto va a pasar, o seguiré en esa línea. No se q siento x mi expareja, no se si debo aplicar el manual del enamorado y salir corriendo tras ella… La realidad es q se (en teoría) q debo hacer. Calmarme, analizar y reflexionar, saber q lo tuve en el pasado, pasado esta. Q cuando las cosas no se dan x mas q uno haya dado el máximo, es xq no podían ser. Lo q también me afecta es saber q mi ex, en realidad no era lo q realmente sentía q era. Es decir, mi problema fue idealizar y endiosarla y estando consciente de ello… No se por que paso x estas facetas. Sera q la sigo queriendo o amando? Sera q ya es la parte final antes de salir totalmente a la superficie?

    Saludos

    • cristinalago dice:

      Hola Gutzi,

      El tiempo y tu propia relación actual te van a dar muchas respuestas a tus preguntas.

      No mires tus pensamientos, ni tus sueños, mira tus hechos. ¿Qué haces? ¿Que transmites hacia la persona con la que estás? ¿Qué te pide que le falte? Por una parte, no parece que estés enamorado de tu pareja actual, porque si lo estuvieses, no tendrías duda alguna. Uno sabe cuando está enamorado: al igual que sabe cuando se muere de hambre o cuando le duele una parte del cuerpo.

      Como bien comentas, es cuestión de observarte y aprender qué es lo que está pasando.

      Soñar con la ex pareja y sentir nostalgia es normal. Si te permites poder hablar de ello con otras personas, te ayudará a irlo dejando atrás.

      La desidealización requiere su tiempo y parece que todavía no has llegado al punto de ver a tu ex como persona normal y corriente, con sus limitaciones y sus virtudes, que lo hizo como buenamente sabía en el momento en que pudo. En el momento en que lo veas así, te será posible volver a enamorarte, pues otras personas no perderán en comparación con la “diosa”.

      En fin, cuestión de ser muy consciente y estar abierto a los mensajes que te van trayendo las mismas situaciones que generas. En todo caso, la etapa de estancamiento no te la va a solucionar tu nueva pareja, tendrás que ponerte tú manos a la obra.

      Saludos y ánimo

  8. Loreta dice:

    Hola Cristina,

    Muchas gracias por las cosas tan certeras que escribes,
    Mi dilema es el siguiente, me enamoré hace 10 meses de un hombre menor que yo, nunca pensé que me pasaría, era increíble, su personalidad me enamoro cariñoso, generoso, comprensivo y muchas cosas más, pero por cosas de la vida le tocó trasladarse a otro país, pero seguimos la relación a distancia, es muy difícil esto, el problema esque desde la distancia no me da lo que yo necesito, me parecía que pasaba un poco de mi casi no hay llamadas, sólo me escribe, dice que no le gusta que lo presionen con éstas cosas de las llamadas, yo confió en el ,de que no tiene a nadie, Dice que me quiere y que tenga paciencia y que lo espere, pero su falta de interés por mi me mata, así que lo dejé disque por mi bien, pero ahora vivo en una lucha constante con mis pensamientos, me siento culpable, realmente se que el es muy bueno, por otro lado creo que en el fondo también termine para ver si el reaccionaba, pero nada, de eso hace una semana y estoy
    desesperada quisiera saber de el, me mata su silencio. Mmuchas gracias

    • cristinalago dice:

      Hola Lorena,

      Dice el viejo refrán que “el interés, tiene pies”. Es decir, quien está interesado, lo demuestra y si no lo demuestra, es que no hay interés. No hay mucho más secreto.

      La distancia siempre es complicada y no todo el mundo sabe mantener la llama sin verse de forma habitual: se requiere mucha seguridad, madurez y tener muy claro lo que se quiere y estas son cualidades poco frecuentes. Siempre puedes contactar y pedirle más interés, pero si no le nace…no le nace.

      Saludos y ánimo

  9. Rami dice:

    Hola Cristina,

    Enhorabuena por tu blog, sin duda es una herramienta muy valiosa para aquellos que estamos superando una ruptura.

    En mi caso dejé a mi ex hace ya casi 6 meses, era una relación tóxica en la que las peleas y los gritos se alternaban con algunos momentos de felicidad, que cada vez eran más escasos. Me costó mucho dejarle porque arrastro importantes carencias afectivas desde mi niñez (que estoy empezando a descubrir ahora), pero finalmente di el paso porque estaba viendo que esa relación atentaba contra mi salud mental y física. En este tiempo yo he tenido claro que para recuperarme tenía que cortar totalmente el contacto, pero me ha costado mucho hacerlo porque no siento odio ni rencor hacia él, más bien lástima porque sé que lo hizo lo mejor que pudo y que también sufrió mucho. Él sí ha intentado retomar el contacto en varias ocasiones, pero yo le he pedido tiempo y lo está respetando.

    El caso es que ahora con las fiestas navideñas hemos hablado más de lo que veníamos haciendo hasta ahora y aunque tengo claro que no quiero volver a tener una relación de pareja con él me pregunto si para mi recuperación será bueno abrirme un poco más a mantener el contacto.

    En este tiempo he estado trabajando en mí misma y eso me ha ayudado mucho a conocerme y entenderme, me da miedo retroceder en todo lo que llevo avanzado.

    Gracias por tu atención

    • cristinalago dice:

      Hola Rami,

      Enhorabuena por iniciar este maravilloso camino que es conocerse y empezar a quererse a uno mismo.

      Como habrás visto en la página, yo no recomiendo mantener el contacto con una ex pareja, según se acaba de terminar la relación y menos aún, cuando ha habido dependencia. La dependencia es como el alcoholismo: no se supera tomándose una copita de vino todos los días.

      De todos modos si tú crees que a ti te puede beneficiar y deseas intentarlo, es mejor que lo veas por ti y tú misma examines cómo te sientes al respecto. Las emociones son sabias, nos indican perfectamente cuando algo nos sienta bien y nos sienta mal. Escúchalas a ellas y te aseguro que no dudarás.

      Un abrazo fuerte y mucho ánimo con tu proceso

  10. Ely dice:

    Te cuento que me ocurrio, con mi novio, mejor dicho ex novio , nos llevabamos de diez,nunca un problema nunca nada , siempre “felices”, me recibi en la universidad, y a la semana me pidio tiempo no sabia que le ocurria, me decia que no sabia si me amaba o si estaba enamorado y eso le hacia mal, tambien me dijo que el se sentia un fracasado y que yo lograba todo en la vida y el siempre tomaba malas decisiones, por eso le iba mal en todo… decidi darle su tiempo , lo que lo tome como una ruptura que luego la afirme cuando me mando un mensaje , diciendome que queria terminar todo y de la mejor forma, el mundo se me derrumbo, le pedi explicaciones le pregunte porque, despues el me abrumaba preguntandome como estaba, si podiamos hablar por telefono, yo le decia que no, despues entre en la etapa de desesperacion, cometi el error de pedirle explicaciones por mensajes de texto, insistia en saber si me dejo por otra( obvio su respuesta es no), le pedi que volviesemos, unas 3 veces, le pedi que me llame por tel, yo lo llame despues , mi dignidad se fue a pique, pero era lo que sentia, desesperacion ,angustia, necesitaba que me diga si volveriamos, etc .Pero su respuesta final fue contundente NO! SE TERMINO Y PUNTO , SEGUI CON TU VIDA, VOS NO SOS ASI SOS UNA MUJER BIEN PLANTADA EN LA VIDA, QUIERO QUE SEAS LA MUJER ALEGRE DE SIEMPRE, FELIZ Y SONRIENTE, A VOS TE VA IR EN TODO BIEN PORQUE SIEMPRE HACES LAS COSAS PERFECTAS, YO EN CAMBIO, SIEMPRE HAGO TODO MAL POR ESO ME VA COMO ME VA ME VAS AGRADECER, y yo le respondi, que ojala nunca sienta lo que yo senti, y que lo que mas quiero es ser la misma de siempre y se que voy a volver no hay mal que dure mil años… este ultimo mensaje fue hace una semana , y hace una semana que no le escribo, lo que es para mi todo un record, pero extrañarlo lo extraño pero ya comprendi, que no quiere estar conmigo y que tengo que retomar mi vida, fueron 4 semanas muy feas y siento que ya estoy mejor, y me preparo para saber que esta con otra … porque es lo primero que hacen buscarse otra mujer donde refugiarse…

  11. bipolarincontrolable2 dice:

    En quê etapa es que se siente miedo a volver a enamorarse y entablar una relación. Yo tengo mucho miedo.Hace mas de 5 mesea que terminé una relación y he conocido personas maravillosas, hay alguien que me gusta, pero no digo nada y me alejo emocionalmente de esa persona, por ese mismo temor. ¿cómo hacer que baje la intensidad de ese miedo?

    • cristinalago dice:

      Hola bipolar,

      Ese es el estancamiento, que es cuando ya no sufres constantemente, pero todavía estás apática, llena de miedos y desconfiada.

      Yo esperará un tiempo más, sin prisa, que las personas maravillosas siempre se cruzarán contigo a lo largo de tu vida.

      Saludos

  12. Raúl dice:

    Hola, cristina! . Primero gracias por estos grandes consejos, en mi caso todo es muy confuso ! Veras aveces siento que sin ella todo es vacio, me da hasta miedo seguir adelante y me da miedo dejarla en mi pasado pero después viene la lógica que me dice que debo dejarla atras y que debo continuar con mi vida, que soy joven y que ahora es que abran más personas, uno de los mayores problemas es que pienso mucho en ella, en lo que hace, aveces me da dolor que ya me haya olvidado y que este haciendo su vida de lo mejor, al despertarme lo primero que se me viene a la mente es ella y me siento mal, y aunque me sienta “mejor” en el transcurso del dia igual la tengo en mi mente.

  13. Patricio dice:

    Hola Cristina. En primer lugar, gracias 1000 por este extraordinario blog. Yo ahora mismo estoy en una etapa de estancamiento absoluta. Tengo 44 y como habrás podido leer de otros chats, he terminado hace poco de estar con una chica de la que me había enamorado muchísimo después de muchos años sin sentir nada parecido. Ahora mismo me siento como vuelto a la rutina, apatico, triste, quizás porque pienso que no volveré a sentir lo mismo. Ni siquiera me apetece salir de fiesta a buscar a nadie. Esto me preocupa. Tiendo a encerrarme en mi mismo. Se que mi ex ya está con otro chico (a las dos semanas de terminar conmigo) y eso mismo ha ocurrido con otras ex- que he tenido. La verdad que como siempre me han atraido chicas atractivas, pues no me extraña que encontrasen pareja con facilidad. Dices en tu blog que es mas fácil lidiar con el dolor que con la tristeza. Es absolutamente cierto,y yo siento una tristeza crónica que no sé quitarme de encima. Y eso que ya he probado a buscar dentro de mi y en las aficciones que me gustaban y me distraian. Me cuesta levantarme por las mañanas. La luz me molesta. Tiendo a quedarme en la cama más de la cuenta si tengo oportunidad. Me cuesta sonreir. ¿Estaré deprimido de forma seria? ¿Es normal esa tristeza, con pensamientos de no volver a encontrar a nadie igual ni que me haga sentir ni parecido? Realmente me preocupa porque lo veo todo bastante negro. Agradecería tu opinión al respecto.

    • cristinalago dice:

      Hola Patricio,

      Si ya estabas algo deprimido antes de conocer a esta chica y el duelo de por sí genera un estado depresivo temporal, es totalmente normal que estés como me comentas. Y ahora la pregunta del millón ¿has acudido al médico?

      La idea de nunca poder encontrar a nadie que te haga sentir igual, es muy frecuente en el proceso de duelo, al igual que tener la sensación de haber encontrado al amor de tu vida o de haber “gastado” tu capacidad de amar (te recomiendo si no la has visto la peli de ‘Her’, que precisamente trata de un hombre en esta situación) Las buenas noticias es que son pensamientos de dependencia, relacionados asimismo con el estado depresivo que conlleva idealizar cualquier estímulo exterior. Las malas noticias es que esos pensamientos estarán contigo por lo menos mientras no te hagas responsable de ser tú quien salga de este marasmo de melancolía en el que estás pasando los días.

      ¿Te regalo un secreto? Cuando tengo un día melancólico o un bajón emocional, cojo, me reservo la tarde para mí, me sirvo un vinito, me pongo un montón de canciones tristes, lloro si me apetece, escribo algún poema tremebundo, en definitiva, me entrego a ese sentimiento, lo vivo a tope y a mi manera incluso lo disfruto. Al día siguiente, estoy como nueva. ¿Mi consejo? Dedica ratitos de tu semana a vivenciar esta tristeza, a sacarla fuera a través del llanto o de la expresión que prefieras. Pero asimismo, comprométete a dedicar otros ratitos a empezar a construir tu nueva vida. Y todo puede empezar con gestos tan pequeños como llamar a algún amigo que descuidaste, decirle a tu madre que la quieres, o a meterte a un voluntariado y echarle un cable a quienes verdaderamente lo necesiten. Da espacio para la alegría, da espacio para la tristeza y comprenderás que ni lo malo es tan malo, ni lo bueno era tan bueno, simplemente todo formaba parte de la esencia misma de la vida…que no es otra que sentir, sentir y sentir todavía más.

      Abrazos

  14. Belen dice:

    Hola Cristina. He llegado a tu blog luego de leer miles y miles de articulos sobre “como recuperar a mi ex”. Y es que me siento fatal. Y ya van casi 4 meses desde que me dejo, luego de 7 años. Y mira que me ha pegado la ruptura, porque como que se invirtieron los papeles y me explico:

    Ambos empezamos cuando teniamos 19 y eramos universitarios. Fue realmente mi primera relacion de pareja, entregue todo, viviamos juntos en la universidad, haciamos todo juntos. Lo ayude a graduarse. Nos graduamos. Yo consegui trabajo rapido y el no.. Paso el tiempo y consiguio pero en este punto (2012-2013) solo nos veiamos los fines de semana. Y eso empezo a ser incomodo para mi. Yo queria verlo todos los dias estar con el todos los dias pero ambos trabajabamos y lo supimos llevar nos comunicabamos todo el dia por sms y whatsapp. El renuncio a ese trabajo por problemas en agosto de 2014. Yo feliz porque ya estaria en la ciudad y nos veiamos un poquito mas a veces el me iba a visitar en las noches a mi casa y cosas asi. Pero reconozco que en ocasiones lo veia “demasiado comodo” con esa situacion: vivir en casa de su mama, que su mama lo mantenga, le presta carro para que salga, le da todo. Y nosotros nos veiamos solo los fines de semana, en los cuales rara vez haciamos cosas porque el no tenia dinero para invitarme a salir o a hacer cualquier cosa, nos quedabamos en su casa todo el dia y en la noche el me llevaba para la mia (donde yo tambien vivo con mi mama, pero siempre he querido irme, solo que aqui en mi pais es muy dificil adquirir una vivienda y ya no hay alquileres, estamos en la peor situacion politica y economica de nuestra historia), bueno total que eso me empezo a agobiar, yo le decia que queria mudarme y el que no podia, que no tenia como, y yo pero es que tampco haces el esfuerzo de buscar trabajo precisamente porque estaba comodo en su casa. Y asi, no entendia porque no queria echar pa’lante conmigo. Esa era mi eterna pelea ya teniamos 25 años yo veia mas que justo que nos mudaramos, pero el se negaba a buscar un trabajo que no fuera de ingeniero mientras terminaba de concretar en una empresa. Nunca quiso. Yo me agobiaba mas porque me sentia utilizada trabajaba toda la semana y el en su casa se metio en un gimnasio, iba y venia fresco y yo matandome en el trabajo. Nos veiamos los sabados y no haciamos nada. Yo me ponia triste, peleaba algo que para mi era mas que justo. Hasta que un dia el me dejo porque “se sentia menos que yo” y me dejo prendada. Despues de la ruptura seguimos hablando y para mi era horrible todo lo que me decia, que no me queria perder pero que “no podia” estar conmigo. Miraba su facebook a diario y lo veia hacer su vida tan normal. Consiguio trabajo con lo cual yo pense que volveriamos. Pero no, se transformo. Me dijo que siempre no porque “yo lo habia eliminado de mi vida y el se mentalizo de que yo lo queria fuera de mi vida” (porque decidi eliminarlo de facebook e instagram). Me tiene mal todo esto. Yo lo amo todavia. Despues de pasar tantas cosas buenas y malas me deja por una razon sin sentido! Y lo peor es que todo lo que quiero es que vuelva. Ya ha pasado un tiempo y no he sabido de el y no hago mas que extrañarlo. Ayuda por favor. Hasta he perdido mi trabajo y no se que hacer con todo ese tiempo libre, he pensado hasta acabar con mi vida.

    • cristinalago dice:

      Hola Belén,

      No te ha dejado por la razón que te ha dicho, te ha dejado porque la relación no le motivaba, no le hacía feliz y no sentía ni las ganas, ni el amor,ni el compromiso suficiente como para ponerse a solucionar los problemas que hubiese.

      No te obsesiones con lo del bloqueo o con lo que te haya dicho, si miras con mayor perspectiva tú misma te darás cuenta de que hacía bastante tiempo que ninguno de los dos estabais ya bien como pareja. ¿Cuánto tiempo llevas sin sentirte simplemente…viva?

      He pasado rupturas, algunas muy dolorosas y un par de ellas, de relaciones de varios años. También me he angustiado, he perdido mi trabajo, he sentido ganas de suicidarme y desde luego que había perdido al amor de mi vida y que lo amaba con locura. Son pensamientos y sentimientos normales tras una ruptura indeseada y más después de no conocer otra cosa que no sea esta persona.

      Hay un mundo ahí fuera Belén, con muchas vidas posibles que no es muy difícil que sean mejores que lo que ya venías teniendo con tu pareja: una relación sufrida, aburrida, infantil, mediocre e insuficiente que no iba a ninguna parte y en la que si eres sincera contigo misma, tampoco eras feliz.

      No es el amor lo que te hace daño, es la pérdida de algo que a ti te daba una seguridad, que satisfacía unas necesidades afectivas, pero el amor, el amor en sí mismo no duele. Porque el amor es desear que la persona amada sea feliz, tenga paz y encuentre su camino. ¿Cómo puede causarte sufrimiento esto si amas?

      Belén, aprovecha ese tiempo libre y sal de casa, apúntate a talleres, cursos, actividades, viajes, quedadas, haz deporte, cuanto más te muevas y más cambios realices en tu vida, más se acortará el duelo y antes estarás mejor. Pero no puedes quedarte parada esperando que se pase el tiempo y te mejores mágicamente si no haces nada para ello.

      Abrazos y ánimo!

  15. Ane dice:

    Me tranquiliza haberte encontrado. Creía que me estaba volviendo majara. Aunque a veces sigo dudando si es normal después de casi dos años y medio de una ruptura , de la que estuve pocos meses, aún no esté recuperada. Creo que me decepcioné una y otra vez ,pensando que no concordamos en los tiempos, pero este invierno pude comprobar que no,tras verle y ver que todo seguía vivo aparentemente por parte de los 2. La verdad he escrito y contado tanto sobre esto para intentar comprender lo que sucedía ,para poder superarlo, para encontrarme bien, para poder pasar página, que volver a remover todo contándolo es como comprobar que estoy en el punto de partida,del día en el que el decidió cortar esto tras darse cuenta que no tenía superada su ruptura anterior y sentía por mí una atracción. Dicho así la resolución es sencilla, no tanto cuando era un conocido de hace muchos años , que por circunstancias tuvimos rupturas muy traumáticas similares en tiempo y motivos.
    Nos pusimos en contacto y rápido saltó la química, el hecho de quedar con el sin más y hablar sobre nuestros ex y los problemas era mi mejor medicicna , tras llevar los dos, un año separados. Evidentemente empezamos una relación, que pintaba muy bien, tras semanas su primera estampida y sus reflexiones , no se encontraba bien ,pidio tiempo. Claro está se lo concedí, tras 2 semanas que creía que se había terminado. En la vuelta yo me di cuenta de que me había enamorado,pero no era lo que yo necesitaba como mujer, aquello para mí no era una relación , yo necesitaba más y no hablo de dependencia emocional, hablo de la fluidez y la naturalidad con la que creo que deben darse las cosas y sobre todo con la madurez, que veía que a él le faltaba y se lo hice saber.La comunicación , la confianza, pilares básicos para mí . Su estampida final dias sin llamadas sin mensajes y la respuesta , de nuevo desconcierto esta vez sabía que era la definitiva. Creí no poder respirar, el que sabía el sufrimiento de ruptura anterior después de 20 años y que pudiera despachar así una relación¡¡.Ahora se lo agradezco porque no se encontraba bien consigo mismo ,ni conmigo, si hubiera seguido con él más daño,más vivir situaciones surrealistas. Después contacto telefónico, mensajes, ,5 meses sin vernos y se puso en contacto, a partir de esa primera quedada, vinieron otras y vacios de tiempo de no ponernos en contacto , nunca se habló de volver , sí de que quizás no fue el momento, siempre la misma sensación , el autocontrol de él, la tensión de él y comprobar siempre lo mismo : todo mi trabajo de superación de pasar página de avanzar se venía abajo al verle. Su presencia , su conversación, el estar con él horas, el sentir que el reloj se paraba , sentirme feliz y después sus vacíos , después sin ponerse en contacto si yo no lo hacía y otra vez el bajón. Y siempre preguntándome si habría algo más de su parte,porque siempre quiso verme ,era él al yo ponerme en contacto el que quería quedar y verme. La última vez que le ví todo parecía pintar que quería volver , o era el inicio de algo desde otro punto de partida, según lo que hablamos y lo que él trasmitía De nuevo me equivoqué y tras mensajes de ponerme en contacto me contestó parecía que había vuelto a revivir sensaciones por las que se distanció. Desde entonces ni le he eliminado ni bloqueado de ninguna red social, aunque anteriormente lo hice, es muy asiduo al fbook y a colgar fotos, alguna vez con amigas y estados si en algo nuevo estoy metida de red social allá que me sigue . Sé que no tengo futuro y sé que aunque no quiero volver con él ,desde entonces solo he vivido para recuperarme conocer gente, superarme y todo lo que he podido,pero sigue en mi cabeza, sigo sin entender su cabeza, a estas alturas sé que no sintió lo mismo y por eso su comportamiento. No puedo trasmitirte más. lo que sé es que no quiero seguir así y superarlo. Si puedes ayudarme a enfocar esto. Muchas gracias, hacía falta una página coherente.

    • cristinalago dice:

      Hola Ane,

      Si ya has determinado que quieres superar esta historia, todos los actos que realices a partir de ahora han de estar encaminados a dicho propósito. Lo que empieza por cerrar la puerta de una vez por todas y plantar un contacto cero como una catedral de grande. Lo que incluye también redes sociales y si te es necesario, bloquear de todas partes para que no te llegue ningún tipo de información. Sólo así todo ese trabajo que haces de superación será verdaderamente efectivo, pues mientras sigas cubriendo un hueco o una pérdida con la presencia (aunque sea virtual) de esta persona, te quedarás atrancada en el mismo punto del principio.

      Ya es hora de soltar ese parche, ya es hora de llorar lo que tengas que llorar y a despedirte de esa etapa de tu vida que ha durado lo que tenga que durar para enseñarte que el único camino para avanzar es afrontar el dolor, en lugar de prolongar inútilmente el sufrimiento.

      En cuanto a tu ex, simplemente te enclavó en un perfil determinado, el de la persona que tengo para cuando me siento mal y no supo jamás evolucionar desde allí.

      Abrazos y ánimo

      En tu historia se ve que se estableció una dependencia entre ambos en un mal momento y esta persona sigue relacionándote con “la chica a la que recurro cuando me va mal”

  16. Belén dice:

    Hola Otra vez Cristina. Soy la chica de hace un par de comentarios. Y pues mira, no se como decirlo, pero no me siento bien. Yo he hecho contacto cero, no he sabido nada de mi ex por ningún motivo, ni por redes sociales lo elimine de todas, razón por la cual me temo que se ofendió y ni me habla). Pero siento que no hace efecto, me refiero: Hoy por simple curiosidad he seguido en Instagram a su sobrina y publico una foto con el (mi ex). Y vaya por Dios sentí que todo se me vino al piso. Y no pude evitarlo, pero tuve que bloquear a la niña, quien realmente no me ha hecho nada y que supongo que me quiso seguir porque algún tipo de cariño tendrá por mi. Joder que fueron 7 años. Pero mi pregunta es, ¿Es eso realmente sano? Porque tampoco podré ir por la vida evitándolo a toda costa, no? Se que es mejor cortar por lo sano con la familia política de la ex pareja, pero tengo miedo a quedar como una resentida inmadura. Me siento culpable porque no lo he podido superar aun, después de 4 meses. Y en la foto el parecía lucir tan feliz, bueno quien sabe. Otra cosa, su mama aun me envía cadenas por whatsapp o algo, e incluso sus primas me escriben a veces. ¿Esto realmente retrasa la recuperación? Porque cada vez lo extraño mas, siento que nada tiene sentido sin el. Joser que no se en que fase del suelo esté, pero debe ser en una de las primeras, aunque ya no siento esa ansiedad porque el me escriba o quiera saber de mi, lo cierto es que tampoco lo tengo muy claro. Si me aconsejas, muchas gracias.

    • cristinalago dice:

      Hola Belén,

      Contacto cero significa contacto cero, lo que incluye no indagar ni directa ni indirectamente sobre el ex.

      La premisa es que no te llegue nada de nada, ningún dato, ningún eco informativo, etcétera…de modo que en tu vida se cree un espacio de distancia y de silencio que te posibilite concentrarte en ti misma y no en tu ex pareja.

      Toda energía que se vaya en espiarle de alguna manera, es energía perdida en algo que no sirve de nada.

      Igualmente si ya desapareció la ansiedad de recibir información, la falta de contacto sí te está funcionando. Otra cosa es que te haga efecto de un día para otro…es un trabajo de a pocos, no un trankimazín..

      Un abrazote y sigue así, vas bien encaminada.

  17. Amalia dice:

    Hola Cristina! Primero que nada agradecerte por tus escritos que tanto ayudan a tener las cosas un poco en orden, en este lio intransigente que son los sentimientos. Tengo una consulta, que pasa cuando quedan cosas por resolver? Me explico, yo tuve una relacion de 7 años. Y pense que conocia a mi ex. Y digo pense, porque en lo que decidio terminar conmigo, parecia otro. Vamos, que me dijo cosas horribles como que no estaba interesado en mi y que “no sabia lo que le pasaba” pero despues aplique contacto cero y resulta que “en este tiempo solo se ha sentido mejor y no quiere regresar” y bueno un follon para mi asumir esa perdida. Pero ahora queda la incertidumbre “Nada es tuyo nada es mio, como repartimos los amigos?” Al mejor estilo de ella baila sola, pues resulta que aunque segun el mo quiere saber nada de mi que esta bien asi y todo eso, tampoco me ha devuelto mis cosas. Cuando le pregunte por ellas me dijo “aun estan en mi casa como las dejaste” y no supe que hacer. Tambien me debe un cantidad importante de dinero. Pero no me he atrevido a contactarlo. Creo que dentro de mi siento que aun debe sentir algo por mi porque entonces no me devuelve mis cosas? No es esa la primera cosa que hay que hacer? Si no quieres saber mas nada de alguien a quien le debes dinero, no se supone que lo mas correcto es ajustar las cuentas lo mas rapido posible? No se. Estoy hecha un lio. Crees que deba contactar con el para pedirle mis cosas y mi dinero otra vez? O simplemente lo dejo asi y me olvido de ese dinero?

  18. Mery dice:

    Muchísimas gracias Cristina.
    Es incríble la claridad con la que explicas sentimientos y describes las formas de actuar de ambos miembros de una pareja enferma o ya rota. Me he sentido totalmente identificada en vatios articulos porque das en el clavo, en todo. Gracias por expresarte tan bien y por ayudarnos a ver la realidad que, aunque como yo, ya la habia visto hace años, no queria aceptarla y perdí mi vida y mi ser por “migajas”, “por 5 minutos de sentirme viva”. Después de 2 años de migajas tras haberme dejado, empiezo a salir del infierno. Gracias por todo!!

  19. Carmen dice:

    Hola Cristina,
    Mi ex me dejó hace 4 meses por wassap, con excusas y pocas explicaciones, sin decirme lo principal, que es que no me quería. Desde entonces yo decidí no tener contacto y no hemos vuelto a hablar. Poco a poco, voy estando mejor, voy saliendo, conociendo a gente nueva, me he apuntado a cosas, pero no hay un solo día que no piense en él, aunque no echándolo de menos, sino por la forma en que dejó la relación y el no haberse despedido de mí como creo que merezco. Siento que no evoluciono, sigo teniendo en la mente las expectativas que me hice con esta persona, y me gustaría levantarme algún día, y ver que esos pensamientos recurrentes ya no están. ¿Cuánto tengo que esperar? Por más que intento hacer cosas que me llenan, veo que no avanzo.

    • cristinalago dice:

      Hola Carmen,

      La sensación de no haber tenido un cierre correcto es muy común en todo proceso de duelo, y de hecho una de las mejores recomendaciones que se dan es la de efectuar actos de despedida, crear ese cierre por uno mismo. Todo muerto necesita su propio funeral.

      Hay muchas personas que escriben cartas con lo que les hubiera gustado decir (cartas que no se envían), o hacen el ejercicio de crear una conversación imaginaria, con algún objeto que represente a la persona que se marchó. También se suele hacer el coger todos los recuerdos, regalos, etcétera, de la persona y la relación y deshacerse de ellos, incluso acompañarlo de un ritual. Hay muchas otras técnicas de este tipo que ayudan bastante. Ni que decir tiene que no saber absolutamente nada de la otra persona es bastante efectivo.

      Cada uno va encontrando su propio método. A mí me ha ayudado bastante en esos momentos el imaginarme el devenir de la relación con el tiempo y los años…rutina, la fase de desenamoramiento, los aburrimientos, las decepciones, etcétera… (incluso utilizando recuedos de otras relaciones). Me ha sido muy útil para desidealizar.

      Abrazos!

  20. Rainheart dice:

    Hola Cristina,

    Te escribí hace unas semanas, un comentario al que me respondiste, soy la chica que echaba de menos el sentimiento de amor que sentía hacia mi ex pareja cuando me lié con otro chico, 7 meses después de que me dejaran en una relación de 4 años, no sé si te acordarás de mí con la cantidad de gente que te escribimos por aquí, pero no te imaginas a la de personas a las que ayudas con tus comentarios, tanto los que te escriben como los que solo te leen.

    Te escribo esta vez para comentarte que últimamente estoy un poco hecha lío, y no sé muy bien cómo salir de aquí. El caso es que hace unas semana decidí borrar de mi Facebook y de whatsapp porque total, para qué tener a alguien que no me quiere en su vida y así me lo hizo saber en su momento y no he vuelto a tener noticias de él desde la ruptura. (Ni yo le he hablado en ningún momento ni he deseado hacerlo). Tampoco me parece lógico que él no me borrara antes, habría sido lo coherente, no?

    Además de borrarle de mis redes sociales decidí por mi parte y aunque el no lo sepa, perdonarle (me dejó “de la noche a la mañana” llevando 4 años juntos) quedarme con un sentimiento de paz interior que desde luego me proporciona mucha más felicidad que un sentimiento de rencor y resentimiento. Así conseguiría estar en paz con mi pasado, dado que ya he llegado al punto en el que los recuerdos felices con él no duelen, todo lo contrario, me arrancan una sonrisa. Tengo la sensación de que al perdonarle, le acepto como persona humana, con sus defectos y con sus virtudes, y aunque eso no significa que si me encontrara con él fuera a darle un abrazo, por lo menos no me quedo con un sentimiento de odio y rencor, cuando por esa persona y por esa relación he llegado a sentir las cosas más hermosas, y entendí que el sentimiento de amor y de felicidad salía de mi, no de el. Pues aunque era una persona importante en mi vida, no era imprescindible. Con todo esto, últimamente echo de menos cosas tontas, abrazos, tener una conversación con él, un beso, y pienso que me gustaría compartir con él esta nueva etapa de mi vida,en la que me siento feliz, y tranquila( haciendo un master de educación, y con trabajo a tiempo parcial en educación ya, sin haber terminado el master )… Y todo después de que tome la decisión de perdonarle, de darme cuenta de que ni es una persona buenísima ni un ser lleno de maldad.

    Te cuento todo esto para preguntarte si es normal, poder entender mis sentimientos es una manera fácil de aceptarlos, y esto no me lo esperaba para nada, pues no lo había sentido a lo largo de los 7 meses de duelo y me ha pillado desprevenida.

    Otra vez perdón por un comentario tan largo, espero que puedas contestarme :). Que sepas que cuando tengo momentos de bajón lo primero que suelo hacer es leer alguna entrada de tu blog, él subidón es instantáneo al sentirme comprendida.

    Un saludo.

    • cristinalago dice:

      Hola de nuevo Rainheart,

      El proceso de duelo es como una especie de larga lucha contra nosotros mismos para aceptar la realidad de una pérdida de algo o alguien a quien estábamos apegados. En esa lucha es donde intervienen esos sentimientos encontrados de rabia y dolor, tristeza y resentimiento, negación y preguntas sin respuesta. Pero llega un momento en el que (si el proceso sigue sin grandes tropiezos), por fin aceptamos la pérdida y aceptamos lo que sucedió.

      Aceptar la pérdida, significa que se desvanece el rencor, la rabia, el dolor…

      Y entonces, viene la nostalgia.

      Todos perdemos personas a lo largo de nuestras vidas. A veces las perdemos porque se rompe el vínculo y a veces, las perdemos porque se van de una manera definitiva e irremediable, como es la muerte. En cierto modo, las rupturas son, en muchas ocasiones, casi un entrenamiento emocional para cuando lleguen las pérdidas mayores. Aprendemos a aceptar esas pérdidas, sí. Pero uno no deja de echar de menos por aceptar que estas personas se han ido.

      Suelo decir que el duelo no es un principio y un fin, es una especie de evaluación continua y por eso muchas veces hay pérdidas que curamos en unos meses, pero de las que seguimos aprendiendo cosas sobre nosotros mismos y nuestra relaciones, aún pasados los años.

      Por demás, una de las cosas más emocionantes de esta vida, es no saber qué nos deparará el futuro, que nuevas revelaciones, cambios o encuentros tendremos, así que ¡a seguir caminando!

      Muchos abrazos!

  21. Ayelén dice:

    Hola, Cristina! Es increíble que termine recurriendo a tu página nuevamente. Hasta ahora escribí una sola vez y fue comentando acerca de una película. Pero te leí religiosamente, y me has ayudado tanto que no te das una idea…
    Resumiendo, tengo 24 años y estuve de novia y conviviendo durante 8 años. Hace 8 meses más o menos que terminamos, pero todavía seguimos viviendo juntos porque nuestros papás son pareja (se pusieron a salir a los meses que llevaba de novia).
    El tema es que cuando él me dejó, sufrí mucho obviamente, y llegué a pensar que nunca iba a superar la ruptura porque tenía que tener contacto con él me guste o no. Terminamos en malísimas condiciones, y yo con el autoestima por el suelo. Lo amé, lo odié, lo amé, lo odie, así hasta el cansancio.
    El tiempo pasó, me enrosqué con varios hombres, tuve mi etapa de sexo desenfrenado, adelgacé unos cuantos kilos, después estuve sola, me empecé a reconocer, a reinventarme, a amarme como nunca. El ego por las nubes. Volví a la etapa del sexo desenfrenado, Me enganché con alguien que no funcionó, pero todo salió bien. Seguí sintiéndome en mi mejor momento.

    En la actualidad, inesperadamente mi ex volvió. Ya lo había olvidado; no formaba ni forma parte de mis pensamientos cotidianos. No siento amor por él, Durante largos meses esperé este momento, este retorno; supuse que ésto me haría feliz, y lo estoy viviendo como una experiencia más del montón. Me acuesto con él, noviamos un poco, pero la realidad es que siento muy poco.
    No sé si pretende volver a formalizar conmigo o qué, y tampoco me gasto pensando. Es más, hasta a veces siento que no lo escucho cuando me habla del tema.

    El tema es que, con su retorno, me he terminado de dar cuenta que estoy desesperadamente apática por la vida. El sexo no me llena ni me gratifica como antes. Nadie me gusta verdaderamente. Me fastidian los hombres que se enganchan conmigo. Voy al trabajo sin ganas, siempre llegando media hora tarde. La facultad la dejé a un lado; mañana tengo dos parciales y no toqué un libro, y no siento nervios ni presión por eso. Mis amigos me hartaron. Solamente espero el fin de semana para tomar algo de alcohol, fumar marihuana y divertirme un rato.
    Esperé que el retorno de mi ex me avivara un poco, quise mentirme quizá; la realidad es que no me inspira nada. Me levanta el ego saber que estuvo con muchas mujeres lindas y vuelve a mi, y nada mas… suena horrible, pero para qué mentir, no?
    Quiero pensar que esto es normal, pero me entristece muchísimo verme tan desganada, apática y tan vacía, a fin de cuentas.

    • cristinalago dice:

      Hola Ayelén,

      La mayoría de las personas vivimos en dos vertientes. La vertiente exterior: cuando vivimos para otros, para el mundo, para los placeres efímeros, para las actividades agradables y superficiales, para las evasiones…Y la vertiente interior: cuando algo en nosotros nos avisa que es tiempo de recogernos y encontrarnos de nuevo con nosotros mismos.

      El vacío siempre es un punto de partida: significa que algo ha muerto y algo está intentando nacer y que nosotros nos encontramos atrapados entre esquemas antiguos que ya no sirven y aquello a lo que estamos intentando realmente caminar. Pero ante esta sensación, solemos buscar respuestas en lo que ya hemos conocido antes, para encontrarnos con la evidencia de que lo que funcionó, dejó de funcionar y es hora de buscar nuevos horizontes.

      Persistes en aferrarte a lo anterior: en seguir buscando mecanismos para subirte el ego, que de nada te sirven porque el ego se cansa rápido de los estímulos fáciles. No comprendiste que la autoestima nada tiene que ver con ser admirada, amada o deseada por otras personas, sino con la paz interior, la templanza, el sentimiento de calidez y cariño hacia ti misma, la necesidad de cuidarte, protegerte y resguardarte. Sé consciente de que viviste un duelo, intentaste taparlo con sexo y sigues queriendo taparlo con sexo, y ahora alcohol y marihuana. Estás apática y vacía porque te rompieron y nunca te recompusiste. No hay más.

      En ningún hombre en este mundo vas a encontrar lo que buscas. Lo encontrarás en la soledad, viajando, escribiendo, pintando, ayudando, aprendiendo. Si realmente quieres un verdadero avance, suelta el pasado y todas esas cosas que ya no te valen para sentirte bien y camina hacia una etapa nueva, aunque sea desconocida y te dé miedo.

      Abrazos

  22. Ayelén dice:

    Es agobiante creerme “curada” y darme cuenta una y otra vez que no es así. ¿Cómo puede ser que me haya dejado romper de esta manera? Estoy enojada, cansada de estar triste y perdida. No sé por dónde encarar mi situación. Hay días en los que me siento radiante, y otros tantos profunda y completamente miserable. Vos supiste explicarme exactamente el porqué… yo no lo supe ver.

    Te agradezco desde el corazón por tus palabras. Gracias por este espacio, por tu tiempo y por ayudar a tanta gente a dar pasitos hacia adelante.
    Un abrazo enorme.

    • cristinalago dice:

      Hola Ayelén,

      Durante una época de mi vida me sentía exactamente igual que tú y recuerdo que no veía la salida por ninguna parte. Es el jodido estancamiento, que nos hace pensar que estamos en un lugar donde no hay principio, ni final. Pero sorprendentemente, las cosas acaban cambiando cuando menos te lo esperas. Recuerdo esos momentos que venían de vez en cuando en los que me sentía realmente plena y en paz con las cosas más sencillas del mundo. Eso fue lo que me mantuvo en pie, ¡ah! y escribir 🙂

      Abrazos!

  23. Alcam dice:

    Hola: Me parece barbaro el blog.Hace 3 semanas rompi con mi ex despues de un año de estar mal. Siempre lo amè, creo que aun lo amo. Pero nunca me demostrò que querìa un compromiso conmigo, despues de 3 años de relaciòn, creo que solo me usò. Siempre me culpò de los problemas y nunca se hizo cargo del daño que me hizo. Creo que tiene personalidad sociopata. Lo peor de todo es que lo extraño y no entiendo porque ya que me humillò de mil maneras hasta el ultimo dia. Estoy muy dolida y lucho cada dia para no llamarlo porque se que nunca me amò, a pesar de que siempre dijo que si, nunca lo demostrò. Quedè muy mal y temerosa de volver a relacionarme porque me hizo mucho daño. pero vivo angustiada y me siento muy sola. Que me podes aconsejar?

  24. Luisk dice:

    Hola Cristina,

    En primer lugar darte la enhorabuena y las gracias por la gran página que tienes y el apoyo que me da (soy adicto a locosdeamor).

    Ahora bien, te cuento mi situación… Hace ya 2 meses y una semana que mi pareja decidió terminar con nuestra relación de 3 años por “falta de compatibilidad e intereses contrapuestos”. Las primeras semanas no fui capaz de aplicar el contacto cero pero gracias a esta página, lo he ido consiguiendo.

    El caso es que el primer mes y medio estuve muy mal (llorando, queriendo estar en la cama todo el día, sin querer ver a nadie e incluso perdí 12 kilos en tan poco tiempo) pero de un día para otro, sin ningún tipo de explicación, empecé a tener ganas de quedar con mis amigos, estaba más animado, hasta me notaba yo que tenía más apetito, pero apenas la tregua duró una semana y ahora llevaré ya unos días como si la ruptura hubiera ocurrido ayer por así decirlo, pues tengo todos los mismos síntomas de el principio, me he llegado a plantear si necesito ayuda de un profesional ya que, no paro de martirizarme y hacerme preguntas; ¿estoy estancado? ¿es normal que me acuerde de la fecha que me dejó cómo si fuera la de aniversario? Y ya lo que más me fastidia…soy incapaz de salir de mi manzana por si me la encuentro con otro o incluso sola…me daba la sensación de que me estaba volviendo loco, hasta que leí en un post tuyo que pensar eso era lo mejor para saber que no lo estaba 😉

    Un saludo. Gracias de nuevo.

  25. Nicolas dice:

    Hola Cristina, todos tus relatos serían para hacer un libro, que razón llevas. Hace ya 6 meses que me dejó mi novia, llevábamos 6 años juntos. En estos 6 meses he llevado el contacto cero y no le he llamado ni le he escrito, yo creo que a los dos nos gustaría volver en un futuro pero a ella se le paso el momento, eso es lo que me dijo el momento se nos paso. A veces miró su perfil de redes sociales pero no tiene ningún cambio. Ella antes de dejarme ya había quedado con un chico un par de veces, me decía que se estaban conociendo, probablemente este con con él.

    Ahora yo he conocido a una chica por internet, tenemos el problema de la distancia y que no me atrae físicamente pero por lo demás es genial, simpática, buena persona, generosa…no le veo ningún defecto sólo que no me atrae físicamente, no es fea ni yo guapo (no se que mierda me pasa será que me gusta que sean guapas e ir fardando, me caigo mal yo mismo). La chica también lo pasó mal y no quiero hacerle daño pero no se como actuar, ya no se lo que es querer de verdad, porque mi ex me tiene la cabeza llena de pena y dolor.
    El caso es que a veces vuelve mi ex a mi cabeza, a mis sueños…no sé si podré estar con alguien como estuve con ella, sintiendo tanto como lo hice con ella, esos primeros momentos en todo, en un beso, un abrazo, en verla feliz y sonriendo…creo que solo podré ser igual de feliz si estoy con ella. Necesito algo de esperanza.

    Gracias Cristina por todo, no sabes como ayudas.

    • cristinalago dice:

      Hola Nicolás,

      No acabo de entender muy bien cómo sabes que quieres estar con una persona en el futuro, si ni siquiera quieres estar en el presente…¿O el futuro es un ente mágico que aparece de repente y no tiene relación alguna con todo lo que haya pasado anteriormente?

      Con el tema de la chica: seas superficial o no lo seas, el caso es que la chica no te atrae, es decir, es una amiga, una confidente, una colega, pero no una potencial novia. Y si te consta que ella busca algo más que amistad, lo mejor es poner las cosas claras cuanto antes. Ser sincero es la mejor manera de no hacer daño innecesario.

      Con el tema de volver a ser feliz con otra persona: puedes ser feliz con otras personas, pero no a los 6 meses de una ruptura de la que aún no estás recuperado. ¿Puede un corredor volver a correr después de haberse roto una pierna? Sí, pero tendrá que curarse la pierna antes…

      Si te fijas a tu alrededor, la gente se vuelve a enamorar una y otra vez y son felices con relaciones diferentes.

      Abrazotes!!

      • i12fehea dice:

        Claro que me gustaría estar con otra persona en el futuro, y me encantaría que fuese con la chica que acabo de conocer, es un persona genial, lo tiene todo. Me daría pena luego decir: “Dejé escapar a una chica genial por la pena del recuerdo de mi ex”.
        Creo que escribo aquí para que me digan que el recuerdo de ella se irá, que deje escapar a esta chica porque ahora no la vea que me atrae…

      • cristinalago dice:

        Hola Nico,

        A ver: que una persona te atraiga físicamente es lo que distingue a alguien que te gusta como algo más que como una amiga.

        Si no existe ese elemento de atracción, por más estupenda que sea la chica, no es tu chica, ni ahora ni nunca.

        No es que solamente haya tres personas en el mundo con las que puedas estar bien y haya que agarrarse a ellas a como dé lugar. Hay muchas y podrás ir eligiendo a quien te llene en cuerpo y alma. Cuidado que muchas veces confundimos el miedo a la soledad y el sentirnos queridos, con el estar dispuestos y disponibles para amar.

        Serás feliz, reharás tu vida, pero necesitas aprender a ir soltando situaciones pasadas y presentes que no te suman y avanzar por ti mismo. Esta chica es una mera muleta en una mala etapa y sólo cuando dejes atrás las muletas sabrás qué quieres y con quién lo quieres.

        Abrazos

  26. dayana dice:

    Hola!! Estoy pasando esa etapa, tuve una relación de diez años entre noviazgo y vida en pareja, tuvimos un hijo que ahora tiene cuatro años, y de un día a otro todo se acabo, Aparicio otra mujer y a el se le olvidó todo lo que habíamos vivido juntos, se le acabo el amor y me comenzó a tratar de la peor manera, con desprecio, indiferencia incluso odio, a mi me dolió muchísimo, pase por todas las etapas y aun no salgo del duelo, llevo cinco meses así, y ahora enfrentó esa etapa de tristeza de melancolía que tw consume, que quisieras no levantarte de la cama, quisiera no pensar, dormir, he dejado trabajo pendiente, me cuesta concentrarme y pensar. Si a mi me duele, no se cuanto le afecte a mi hijo, esa parte me duele más, no quiero que el sufra… toda mi vida cambio de un día para otro. Mi proyecto de vida se acabo, y ahora a volver a empezar

  27. Sil dice:

    Hola Cristina,
    Hace 20 meses ya que mi expareja dejó la relación…. 6 años y muchos planes en común desaparecieron de mi vida. Ir descubriendo que hacía tiempo que ya no me quería y su cobardía ha sido creo más duro que la forma en que me dejó y lo que supuso. Nunca le he vuelto a ver, nunca volvió a llamar.
    Todo lo arregló por email y con una transferencia bancaria con el reparto correspondiente de las cosas en común… no pude quedarme en la casa que compartíamos y tuve que dejarla.

    Sentir que yo sobraba o restaba y Saber que vive la misma vida que tenía conmigo con otra persona que conoció a los pocos meses de dejarme me ayudó y ayuda a mantener el contacto cero, pero me supone grandes bajones aún y me hace sentirme muy estancada.
    He seguido buenos consejos, terapia, he puesto mucho más de lo que creía de mi parte para salir del pozo y, por supuesto, he trabajado el perdón y perdonarme a mi misma por algo por lo que hubiera puesto las dos manos al fuego, que nunca me sucedería a mí ni me llevaría al estado en el que estuve.

    Escribí mi carta de despedida, le deseé Felicidad y sé que lo es, pero no soy capaz a pasar página. Me considero una persona rota donde una parte es irrecuperable y, a veces, no se gestionar este sufrimiento.
    He seguido mi vida sola y no soy capaz a verme con nadie.
    me da miedo seguir así y que esto sea patológico, te agradezco algún consejo Cristina.

    Muchas gracias por tu labor y generosidad

    • cristinalago dice:

      Hola Sil,

      Lo más frustrante de una ruptura es cuando se vive pensando en que llegue el día en que te sientas realmente bien y no llegue.

      Quizás una de las mayores enseñanzas del duelo es precisamente a centrarse en metas pequeñas del día a día, a valorar el presente, las conquistas cotidianas, esa tarde que estuviste con una amiga y te reíste un montón, ese paseo de otoño por la sierra, o esa mañana en la que levantaste y por primera vez no sentiste angustia.

      No sé hasta qué punto te sientes estancada, pero en comparación con el principio de la ruptura ¿qué cambios has notado?

      ¿Cuáles son las ideas y pensamientos que persisten y en los que te encuentra detenida?

      ¿En qúe momentos sientes mayor dolor o sufrimiento?

      Abrazos

  28. Sil dice:

    Hola Cristina,

    sí estoy de acuerdo que todo se va basando en como tú dices las conquistas diarias y cotidianas y que es cierto que el tiempo va pasando y uno debe proponerse sus propias metas personales creo.

    Evidentemente los cambios han sido muchos y de nuevo “soy yo”. Diría que me costó mucho la aceptación, tantas preguntas sin respuesta, asumir el rechazo y la realidad; a los 10 meses y tras saber de su nueva relación y convivencia (y cometer el error de pedir una foto de ellos) empezó mi despedida y entierro como tú dices en tus post.

    Sin querer muchas veces me vienen pensamientos sobre la ruptura, me siento muy fracasada. La sensación de pérdida y de que no queda nada. Trabajo mucho, intento que mi vida sea activa y se llene de cosas positivas, mis nervios y energía me sirven para el deporte y atender a mi familia, pero hay noches que de repente me veo llorando sin parar o mañanas en las que aún me levanto con el nudo en el estómago o el “dolor” de corazón.
    Sigo echándolo tanto de menos que a veces me asusta, porque no creo que mi vida esté vacía ni carente de ilusiones.

    El otro día leía esta frase y de verdad que deseo seguir adelante y sentirme curada

    ·”Comenzarás a sanar cuando comiences a dejar ir los lamentos, perdonar aquellos que te han herido y aprender a perdonarte a ti mismo. Con tiempo y valentía serás capaz de contar tu historia sin dolor de corazón, tristeza en el alma y sin lágrimas en las mejillas.
    Así es cuando sabes que tu curación ha comenzado”

    Gracias y abrazos

    • Anónimo dice:

      Quizá la cuestión sea que sigues centrada en que ésa era la persona y ésa la relación, y en tus expectativas sobre la vida. Lo cierto es que me siento muy identificada con lo que escribes, ya que he pasado por algo parecido, aunque más reciente. Y si, también he conseguido logros importantes y mi vida no está carente de sentido, pero me falta algo, y ese algo es una pareja. Sé que no es necesario para mi felicidad, y seguramente tú también lo sabes, pero me gustaría que así fuese. Y pensar que hasta que ese momento llegue, si es que llega, me intranquiliza, me entristece pensar que mi felicidad plena se base en algo que no está en mi mano que suceda.

  29. talento dice:

    Hola Cristina, necesito un poco de tu ayuda de tu consejo.

    Estoy pasando un momento muy malo en mi vida, quizas uno de los momentos mas malos….Estoy teniendo un transtorno obsesivo con mi ex pareja, no dejo de pensar en ella…y es un pensamiento constante que me produce mucha fatiga mental, ansiedad y hasta pensamientos suicidas…es algo con lo que es imposible luchar.

    Mas alla de esto, no estoy teniendo un comportamiento compulsivo de buscarlo etc…en realidad, no me interesa ni verle, ni saber nada de el… se que no estoy enamorada y creo que en la misma relacion nunca lo estuve. Se que tiene muchos defectos muy dificiles de aceptar, que como pareja deja mucho que desear… y que realmente ni me gusta ni como persona ni como nada, ni siquiera como amigo.

    Todo esto lo tengo mas que aceptado, pero aun asi la obsesion esta servida. Que puedo hacer?…he pasado por mucho en mi vida, enfermedades muertes de seres queridos… y aun asi mis pensamientos siguen en ese ex….muchas veces pienso que tengo estos pensamientos obsesivos para huir de la realidad o el dolor de estar vivos….que en realidad no es por la importancia de mi ex…si no es un poco mi mente buscando algo en que ocuparse para “escaparse de mi triste realidad”…

    Tengo que aguantar el tiron hasta que mi mente encuentre otra ocupacion?…..hay veces pienso que tengo que aceptar lvs cosas como son…que el tiempo las hara irse disipando.

    Nunca habia estado obsesionada por nadie, y para mi es como estar en una carcel, en la carcel de tus pensamientos…eres un prisionero…y realmente quiero ser libre…. ayudame por favor.

  30. Azul dice:

    Talento, no soy Cristina pero sí una persona que está pasando un duelo por una ruptura sentimental. Si estás en un punto en el que te rondan ideas suicidas no dudes en acudir al médico. Y una terapia con Cristina -doy fe- puede ayudarte. Si no puedes luchar sola apóyate en terapia, medicación, en tus amigos. Yo salgo de una relación en la que no le amaba y le echaba de más, no me llenaba, no era feliz, no sentía ilusión, no le admiraba, la intimidad con él era penosa… pero soy una dependiente emocional de libro, así que me está costando mucho el duelo y me siento sola, sin mi muleta a la que echo de menos. Como yo, dices que no le amabas y encima ni siquiera parece que te guste su personalidad. Cuanto más lejos de él mejor. Y pide ayuda si la necesitas. Un abrazo fuerte.

Comparte tu historia (con buena ortografía, por favor)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s